⇒ 10 RAZONES POR LAS QUE EL ESPÍRITU SANTO se fue de muchas iglesias.
Por Gonzalo Dominguez Pacaluk © 2015

1. Por haberlo vuelto una figura meramente teológica, histórica, estática y conceptual. Casi un hecho del pasado, o confinado a la calle Azusa … De tanto estudiarlo y no experimentarlo, se fue, no a done lo estudian, sino a donde lo buscan con desesperada hambre y sed.
(Juan 3:8-10)
2. Por afirmar que “SU” mover, no es “SU” mover, sino del diablo. Que los brujos y hechiceros también hacen milagros. Por limitar el mover de Dios a una experiencia pasada. Las personas solo critican aquello que no tienen, no son, o no pueden producir. (Mateo 12:31)
3. Por hablar mal de hombres y mujeres, no exentos de errores, pero que portan un llamamiento SANTO, y una unción SANTA que proviene de la mismísima eternidad y del corazón de Dios.
(Jeremías 1:5, 2 Timoteo 1:9)
4. Por juzgar sin misericordia el pecado de OTROS, pero invocar una misericordia especial para los pecados propios y de los familiares más cercanos.
(Romanos 2:1)
5. Por cortar y maniatar SUS manifestaciones y las expresiones de su Presencia en su pueblo, en nombre del “orden” y la “decencia”.
(2 Corintios 3:17)
6. Por despreciar las profecías, sueños y visiones … olvidando que se trata más del mensaje, que del mensajero. Es sobre el tesoro, y no sobre el vaso de barro… ¿El Espíritu Santo puede usar a “ese…” o a “esa…”? Si Dios usó un asno para profetizar y un pollino para moverse… ¿No podría usarnos a ti y a mi sin importar nuestras limitaciones?
(1 Tesalonicenses 5:20)
7. Por escuchar su voz, conocer su sentir, saber su corazón, y aún así, endurecer el corazón y hacer todo lo contrario a su voluntad por miedo a lo que digan, opinen o piensen los demás.
(Hebreos 3:15)
8. Por predicar un evangelio de escapismo barato amistoso, aguado, que no ofende, pero que tampoco transforma. Completamente carente de poder para liberar, sanar y transformar, sin demostración y llevando todo a un plano de futuro y no del ahora.
(1 Corintios 2:4)
9. Por dedicarse a buscar falsos, herejes, apóstatas, mentirosos y engañadores, mientras que … el enfermo sigue enfermo, el cautivo sigue cautivo y el infierno devora, lo que la Iglesia de Jesucristo, con el Poder del Espíritu Santo, estaba supuesta a alcanzar y transformar con el Poder sobrenatural de Dios.
(Romanos 1:1-23)
10. Por enfocarse solo en el beneficio de sus OBRAS; y olvidarse de la hermosura de su PERSONA. Seguirlo solo por lo que HACE, olvidando quién ÉL ES.
(Oseas 8:14)